Go to Content Go to Navigation Go to Navigation Go to Site Search Homepage

WASHINGTON  Anoche, como parte de una ley de gastos crítica para evitar otro cierre de gobierno y para financiar al gobierno federal por el resto del año fiscal, el Congreso aprobó finalmente medidas de alivio para COVID-19. Aunque éstas no son suficientes para apoyar por completo a las familias y comunidades afectadas por esta crisis económica y de salud, y llegan con retrasos, esta ley es un importante paso hacia adelante.

Por meses, el Senado y el líder de la mayoría, Mitch McConnell, ignoraron paquetes de alivio aprobados por la Cámara de Representantes, dejando pasar más de 220 días sin ofrecer alivio a las personas. Ahora, 316,000 personas han muerto por COVID-19 en los Estados Unidos.

Testimonio de Alexis McGill Johnson, presidenta de Planned Parenthood Action Fund:

“El acuerdo de ayer con respecto al COVID-19 es un paso en la dirección correcta, pero es seriamente inadecuado y llega tarde. Hace más de 220 días la Cámara de Representantes envió a la mayoría del Senado el HEROES Act, un paquete para proteger a las personas que están en la primera línea de respuesta, a las familias que están pasando dificultades por pérdidas de ingresos, y para asegurar la distribución eficiente de la vacuna para combatir el COVID-19. Este fue bloqueado por el líder de la mayoría Mitch McConnell y su mayoría en el Senado. Hoy, millones de personas en nuestro país están sufriendo, más de 316,000 han muerto, y hay más de cinco millones de trabajadores desempleados. Esta crisis está impactando de manera desproporcionada a comunidades latinas y negras en los Estados Unidos además de estar magnificando las desigualdades en nuestro sistema de salud a nivel global — el retraso del Senado ha sido desastroso.”

“Este no debe ser el fin de la respuesta del gobierno. Estamos agradecidos con la líder de la mayoría Nancy Pelosi y el líder de la minoría Chuck Schumer por su liderazgo en esta larga lucha para asegurar este alivio. Esperamos con ansias empezar a  trabajar con estos defensores del acceso a cuidados de salud y la administración entrante de Joe Biden y Kamala Harris, empezando desde el día uno, para que las personas tengan todo el apoyo que necesitan y merecen.”

El presidente electo Biden ha prometido liderar un plan de alivio de COVID-19 eficaz y basado en la ciencia. Juntos, el próximo Congreso y la administración entrante deben proteger a las personas de las consecuencias físicas, emocionales y económicas de la pandemia con un alivio completo que invierta en cuidados de salud y en programas de seguridad social. La libertad y salud reproductiva son dos aspectos que necesitan estar íntimamente ligados para  mantenernos seguros durante esta pandemia, que ha dejado en evidencia las devastadoras inequidades raciales en nuestro sistema de salud y nuestra sociedad.

De forma alentadora, el paquete de hoy incluye un reparo crítico que restaura los beneficios de Medicaid para las personas de las Islas Marshall y para otros isleños cubiertos por el Pacto de Libre Asociación (COFA, por sus siglas en inglés), que han sufrido desproporcionadamente durante la pandemia de COVID-19.

Pero más allá de las medidas de alivio de COVID-19, tristemente la ley de gastos aprobada hoy no incluye cambios al financiamiento con respecto al año anterior para programas de planificación familiar domésticos ($286.4 millones para Título X) e internacionales ($575 millones), y para el Fondo de Población de las Naciones Unidas ($32.5 millones).

También falló al no incluir el lenguaje crítico de la ley de apropiaciones del Subcomité de Estado, operaciones en el extranjero y programas relacionados para derogar permanentemente la dañina Ley Mordaza Global; o lenguaje para bloquear la Ley Mordaza Doméstica del Título X de la ley del Subcomité de trabajo, salud y servicios humanos, educación y agencias relacionadas. Además, retiene las discriminatorias Enmiendas Hyde y Helms, que bloquean cobertura federal de la mayoría de los servicios de aborto.

Planned Parenthood Action Fund está preparado para trabajar con el Congreso y la administración entrante de Joe Biden y Kamala Harris para deshacer los daños de los últimos cuatro años, abordar estos problemas — incluyendo las prioridades de salud domésticas y globales con bajo financiamiento de larga data — y avanzar la salud y los derechos de todas las comunidades.

###  

Planned Parenthood Action Fund es una organización independiente, no partidista y sin fines de lucro formada como brazo político de Planned Parenthood Federation of America. El Fondo de Acción (Action Fund en inglés) se dedica a la educación, abogacía y actividades electorales, incluyendo grupos de bases, defensa legislativa y educación de votantes.

Abortion is under attack - we need you.

Protect repro health and rights. Make your gift by June 30 and it will DOUBLE in impact.

heart emoji

We need
your support

heart emoji

We need
your support